sábado, 12 de agosto de 2017

Bronca en la Revolución Ciudadana

El enfrentamiento entre Moreno y Glas, entendido como fisura en el proyecto político de la Revolución Ciudadana no ha podido menos que generar la atención de América Latina. En la ciencia social de la región se pregunta si hay quiebre definitivo o no del proyecto de esa revolución.

Juan J. Paz y Miño Cepeda / El Telégrafo

En América Latina hay una enorme expectativa sobre lo que ocurre en Ecuador. Académicos, profesores universitarios y científicos sociales de la región se preguntan por los acontecimientos, no llegan a comprenderlos en su esencia, intuyen que las diferencias entre el presidente Lenín Moreno y el vicepresidente Jorge Glas rebasan las “lealtades” de cualquier índole.

Cabe puntualizar al respecto, que el surgimiento de gobiernos progresistas, democráticos y hasta de nueva izquierda desde inicios del nuevo milenio, marcaron las interpretaciones sociopolíticas en el sentido de que se había iniciado en América Latina un nuevo ciclo histórico que permitió indudables avances sociales, modernización institucional y desarrollo económico que nunca fueron logrados por los gobiernos identificados con el neoliberalismo y el partidismo político de fines del siglo XX.

La ciencia social de la región examinó ese ciclo-progresista y también las fuerzas de oposición: las burguesías clásicas, los políticos tradicionales, los medios de comunicación privados más influyentes y el imperialismo.

La ciencia social latinoamericana ha sido rica en observar los acontecimientos de Honduras (Mel Zelaya, en 2009) y Paraguay (Fernando Lugo, en 2014), donde fueron derrocados los gobernantes mediante “golpes blandos”; además, hay un enorme material investigativo sobre lo que ocurrió en Argentina, con el triunfo de Mauricio Macri y en Brasil, con el golpe de Estado institucional que llevó a la presidencia a Michel Temer. Advirtieron el giro total hacia la “derecha” y llegó a hablarse del “fin del ciclo progresista” en América Latina.

En ese marco, las elecciones de Ecuador del 2 de abril de 2017 fueron vistas como decisivas, porque estaba en juego la continuidad de la Revolución Ciudadana o el triunfo de la ultraderecha empresarial de la mano de un candidato banquero. En América Latina, también dividida por las tendencias a favor o en contra de los gobernantes progresistas, Ecuador adquirió una importancia fundamental, porque aquí parecía jugarse el destino de la nueva izquierda y de la democracia de corte popular.

Así es que el triunfo del binomio Lenín Moreno-Jorge Glas fue experimentado con alivio por esos sectores de la intelectualidad y de la sociedad igualmente progresista y democrática, que ha acompañado al ciclo de los gobernantes nacional-populares y de nueva izquierda.

De modo que el enfrentamiento entre Moreno y Glas, entendido como fisura en el proyecto político de la Revolución Ciudadana no ha podido menos que generar la atención de América Latina. En la ciencia social de la región se pregunta si hay quiebre definitivo o no del proyecto de esa revolución.

Pero todo depende de la capacidad que tengan las fuerzas de la derecha económica y política para introducir sus intereses en el Estado, pues desde hace tiempo atrás buscan revivir las bases del modelo empresarial de desarrollo que significa, para ellas, reducir las capacidades regulatorias del Estado y sus inversiones, retroceder en impuestos directos redistributivos de la riqueza y flexibilizar el trabajo.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Con mucho respeto Juan, el mundo no se divide en izquierda o derecha. Tendrá sentido analizar todo lo que está ocurriendo como consecuencia de los supuestos actos de corrupción de la izquierda progresista??? Me decepciona su análisis tomando en cuenta que siempre lo consideré a ud. un hombre muy inteligente.

Israel Herrera Castillo dijo...

Israel Herrera Castillo
4 de agosto a las 15:23 ·
Las investigaciones contra la corrupción Correa siempre las mantuvo, es mas la investigación del entramado Odebrech fué iniciativa del Presidente Correa , y lo que ha hecho "el impoluto" ha sido sobre lo investigado actuar temerariamente porq en el caso de Jorge Glass sin evidencias valederas, sin fórmula de juicio, y sin sentencia lo que ha hecho es sumarse al linchamiento mediático e inmolar al Vicepresidente sin pruebas concluyentes , ésta es una conducta prevaricante que ha desatado una implosión a lo interior de AP que mas que el deseo de hacer justicia tiene un fuerte tufo a una conspiración planificada al detalle cuyos hilos los maneja el Departamento de Estado y la CIA, el típico "caballo de Troya" con la diferencia q a su interior no hay guerreros si no conspiración artera de una derecha quintacolumnista. Es insoslayable la especial atención con la que el Presidente Correa siguió los casos de corrupción si no capaya y capacu aun hubiesen estado tramando mañoserías, pero la gente se olvida de ésto y la fragilidad retentiva aparece en uso de una conveniente amnesia porq los inculpados en la trama Petroecuador fueron conspicuos militantes del socialcristianismo. Total es que con un golpe de timón y valiéndose del oportunismo y un deseo desbocado de protagonizar redituando lo q hizo su antecesor quiere aparecer como adalid y brazo ejecutor de la justicia, ímpetus cívicos dignos de mejores causas.
Ésto tiene un fuerte tufo a conspiración de la CIA, la NCA, como se le quiera llamar porq en el Brasil pasó algo parecido con Dilma Rousseff que ordenó investigación sobre los casos de corrupción que no eran pocos, los inculpados legisladores cariocas perpetraron un golpe de estado parlamentario acusando a Dilma de una corrupción q ella estaba combatiendo a brazo partido , es más las investigaciones posteriores han demostrado la inocencia de la defenestrada mandataria, pero.. ¡quien le devuelve su buen nombre!!..le tiraron mierda con ventilador a ella y a Lula.. y Temer el mafioso ése sigue en el sillón que usurpó a pesar de que le han demostrado hasta la saciedad su venalidad.
Tal parece q el tío Sam en vez de utilizar tácticas desgastantes, ahora minan el prestigio y buen nombre de líderes latinoamericanos que les hicieron frente al imperialismo en la Cumbre de Mar del Plata cuando al ALCA los mandatarios y los pueblos mandaron al ALCA al Carajo!!..así fué como persiguieron a Cristina Kirchner Presidenta de Argentina y la acusaron hasta que era culpable de que la noche es oscura, pero Cristina nuevamente esta valiente compañera es candidata contra el fascismo macrista que a mas de devastar la economía, le limpia los zapatos a Trump y al imperialismo rifando la soberanía Argentina dando luz verde para que el imperialismo ponga dos Bases Militares mas..y que ha puesto a cientos de miles de trabajadores en la calle y elevado el costo de los servicios públicos a niveles insospechados. Y ahora que le sacarán a Evo!!..¡que mas harán contra Maduro y Venezuela, pero Maduro que no tiene un pelo de distraído se recomponcha con el PSUV vanguardia política del bravo pueblo!! ..pruebas al canto, la experiencia del 30 de Julio la gente lo apoyó con la Asamblea Nacional Constituyente acudiendo a las urnas con amenazas de los terroristas y un boycot en regla.
Indudablemente y para concluir ésto q está muy torrencial, hay que remitirse a Lenín (el Bolchevique) y su herramienta fundamental que es el Partido, sin Partido Revolucionario no hay proceso de avance social que dure sin la existencia de una voluntad orgánica de seres humanos dispuestos a defender al Pueblo con la vida si es necesario.
Patria o Muerte!!!